¿Cómo escoger entre una pérgola o un toldo?

Las viviendas que disponen de terrazas medianas o grandes, en el caso de los bajos patios o jardines, a menudo se encuentran con la duda de si es mejor escoger un toldo o una pérgola para crear un espacio acogedor al aire libre. Aunque en realidad se trata de dos opciones totalmente válidas y con muchas ventajas, es verdad que cada una cumple con unos requisitos, así que, des de nuestra empresa queremos facilitar la elección al cliente.

Cuando elegir una pérgola

Durabilidad

Una de las diferencias más evidentes entre una pérgola y un toldo es la durabilidad, siendo la pérgola el elemento que más puede durar, ya que el material con el que se elabora es más resistentes. Mientras que la parte principal de un toldo es de tela, aunque se trate de telas muy resistentes, la estructura de una pérgola puede ser de madera o metálica, por lo que garantiza mucha más durabilidad.

Aislamiento

Si lo que queremos es poder utilizar nuestro patio o terraza durante todo o gran parte del año, será también la pérgola la opción más adecuada a nuestras necesidades, ya que se trata de una estructura que permite un mejor aislamiento, y que por lo tanto, protegerá mejor el espacio del frío en invierno, y de otros aspectos meteorológicos como la lluvia o el viento en otoño y primavera.

Extensión

También recomendamos elegir una pérgola si la superficie a cubrir es muy grande, ya que la estructura de la pérgola es más resistente y permite tener más extensión sin aumentar la vulnerabilidad del soporte en caso, sobretodo, de viento fuerte. Un toldo de grandes dimensiones puede verse afectado de manera considerable por un viento fuerte, mientras que una pérgola del mismo tamaño será más resistente.

Cuando elegir un toldo

Menos superficie

El toldo es la mejor solución cuando nos interesa cubrir un espacio más reducido, como un pequeño patio o una terraza normal. Sobretodo, si se trata de un espacio delimitado por muros o paredes cercanas, ya que la misma delimitación del espacio servirá para resguardarlo, y los toldos se encargarán de proporcionar la sombra.

Verano

También nos resultará más práctico elegir un toldo si pensamos colocarlo en un espacio que se utiliza mayormente en primavera y verano, ya que las condiciones climatológicas de este período pueden ser resistidas fácilmente por un buen toldo. Además, un toldo permite mucha más versatilidad, ya que resulta mucho más práctico de recoger y tender, que no una pérgola, ya que se trata de una estructura fija.

Call Now ButtonLlámanos ahora